martes, 5 de octubre de 2010

tras "quinientos mil desaparecidos y un millón de desplazados":

"por mano propia"

2 comentarios:

José Repiso dijo...

COMPRENDER LA PRIORIDAD (DE UN PROBLEMA Y DE LAS MISMAS MOTIVACIONES O INTERESES):

En cualquier sociedad, el mayor daño, la mayor destrucción en irresponsabilidad SE HACE PRESCINDIENDO DE UNA PRIORIDAD ("usar tal dinero en vacunas contra la meningitis en África o en armas", "dar tal mensaje de prevención contra el Sida u otro que no tiene viabilidad", "permitir a tus hijos que se les inculquen comunicados de un gran humanista o de B. Esteban", etc.).

Habitualmente ocurre -y demasiado en los medios políticos y comunicativos- que se engrandecen pequeños problemas PARA PONER BARRERAS PORQUE LOS MÁS GRAVES NO SE ATIENDAN y, además, para crear crispación -interesadamente- o justificación política de cambio sólo en pro de conseguir el poder.

Así es, en cuanto que LA RESPONSABILIDAD ES SABER ELEGIR una prioridad y no otra porque algo no se agrave o porque algo mejore.

En la vida, se te presentan situaciones en que debes saber elegir entre tus hijos o tu trabajo, entre el éxito o tu mujer, entre tu mejor amigo o un negocio.

Sí, ERES EL ÚNICO RESPONSABLE DE ESO y, si no lo sabes hacer debidamente, valorando lo que prioritariamente hay que valorar, causarás daño e injusticia en donde no la había.

José Repiso dijo...

ACLARACIÓN PARA ALGUNOS CIENTÍFICOS:

Todo depende de principios, pues todo "es" y "está" (o "es" porque "está"). Es decir, cualquier cosa "está presente" en un contexto como "estoy, pero no estoy solo; por lo cual dependo de lo otro" (y las dependencias, claro, implican armonía aunque cada cosa tenga su naturaleza o su tendencia dispar).