sábado, 7 de mayo de 2011

LO QUE ES Y ESTÁ EN EL HECHO DEL VIVIR

En cuanto uno vive, y a medida que uno va viviendo, irrebatiblemente -en ese contexto real-, HAY COSAS; esto es, ESTÁN COSAS REALES: cosas que están producidas o dadas por tus hechos y, también, cosas que están producidas por los hechos de la naturaleza y... de los otros.

Así pues, en concreto, en contenido vital para cualquier persona, ESTÁN LAS COSAS JUSTAS RECIBIDAS -bienes que le benefician como el amor, la tolerancia, la protección, el reconocimiento, etc.- y, también, las COSAS INJUSTAS RECIBIDAS -la intolerancia, la desprotección, el acoso, la tortura, el desprecio a sus esfuerzos, etc.-. Pero hay que señalar que indudablemente, de éstas últimas, no es responsable, puesto que no las hace él -”no las haces tú”-, no, sino se las hacen ya para él -”te las hacen otros para ti”- y, por consecuencia, claramente determinan lo que llamamos INJUSTICIAS, sí, contra las que hay éticamente que luchar -y, por supuesto, hay que decirlas y... dejar decirlas-.

Ese es el fondo de la superación social, discernir eso: que un ser humano NO ES RESPONSABLE de las injusticias recibidas y, que si es perseguido, torturado, infravalorado en su dignidad, censurado, desprotegido, etc., tales hechos no son justificables de ninguna manera, de ninguna, y son objetivamente contrarios al verdadero fondo de la coherencia ética. Es decir, esos hechos forman parte de la crueldad.

4 comentarios:

José Repiso dijo...

TODOS LOS SUFRIMIENTOS SON -EN EL FONDO- CAUSADOS POR LO MISMO O SÓLO POR ELLOS -Y ESO QUE ASTUTAMENTE SE PINTAN DE SANTOS EN LOS MEDIOS, PARA BENEFICIARSE AÚN MÁS-:

En el mundo NO EXISTE ningún problema, absolutamente ninguno de una forma objetiva, sino sólo los que se forman de la confusión, de la total mentira, de la intolerancia evidente (pues impiden la razón), de la manipulación, del abuso de poder del tener recursos de poder, de los mismos intelectuales y de esos que se creen buenos.
Eso es así ahora, hoy, y mañana. Por imposición de ELLOS; y luego, por cara dura y por más perversión y cinismo, se atreven a decir que los dictadores son... malos.


"En la sinrazón, no se puede tener o alcanzar razón; y en la antiética, no se advierte nunca -en conciencia- algo de ética".

José Repiso dijo...

"Todos piden justicia, pero ayudan día tras día a las injusticias, al mejor postor de poder y a la sinrazón".

Ser indiferente a la razón, ser irresponsable y ser injusto es lo mismo.

José Repiso dijo...

Ya, como no hay tiempo para la reflexión o para la sensatez, como no se le deja tiempo al verdadero conocer -en una comprensión coherente-, y como no se atiende en prioridad a lo que se debe enseñar -construir- o como, para eso, no se busca ni se defiende a la verdad -sino a la mentira-, pues se favorece y se extiende el FACILISMO; o sea, a la ligera hacerlo todo fácil o la conveniente pieza que debe encajar -con una justificación injustificable u otra- en el autoconvencimiento o en el dictamen -muy dictado- de cómo en conveniencia son o deben ser las cosas.

El facilismo "es vender lo que se dice" y, por eso, se utiliza mucho los adornos, la simpatía y la adulación (en vez de en propiedad "convencer con lo que se dice"). El facilismo "es exterminar detalles" y, por eso, se va el postor del inicio de una idea a la conclusión de un salto -"de sopetón"-, ya sin que haya explicación ni aportación de una probación máxima (claro, dar detalles es... precisamente explicar y concluir detallando). El facilismo es, además, reducir tópicamente a lo eslogan (en esa influencia de tanta publicidad), es decir, ante el interrogante de "¿qué es la política?" corriendo con bonitez se sale con "la política es... la gente"; y "¿qué es el mercado?", pues corriéndose se sale con "la gente"; y "¿qué es una empresa?, pues -también- "la gente"...

No, no y no; cada cosa es lo que es: La política es el cómo se gestiona o se organiza -en decisiones libres- una sociedad, el mercado es un escenario en donde se compra, se vende, e incluso se cambia... y eso predispuesto o especulado a un valor material, a un precio convenido a la demanda, y una empresa -en lo económico- es una organizada -de forma privada o pública- actividad económica para competir con otras por ganar riqueza o beneficios, etc. Pero cada definición debe ser precisa y única porque no dé a entender otra cosa y confundir.

Pero, a lo fácil, en la demagogia, en la prisa "por pasar desapercibido algo" o como eslogan, se intenta racionalmente hacer colar: "los políticos son la sociedad", "los empresarios son la vida", "la democracia es todo lo humano", "el rey es el guía o motor del país", etc.

José Repiso dijo...

BAJO LOS PODERES Y LOS ASTUTOS CÓMPLICES DEL SILENCIO
(siempre el silencio tiene una máxima rentabilidad para los intereses redondos de algunos y para la injusticia; exacto, si "al que le le has hecho un daño" de inmediato lo silencias o al que tiene razón, pues infaliblemente eludes toda responsabilidad y conciencia, E IMPONES TU MENTIRA al destruir a quien te la puede demostrar).

---

La valentía va en función al poder de quién te enfrentas, y más si eres totalmente débil, más débil que todos.

Si te quitan tu voz, tus sentimientos y tus pensamientos "ya están enterrados" sin que nadie sepa de ellos; así es, tu voz es señal de que estás vivo, y tu voz la vives compartiéndola, como hacen todos los seres vivos en su medio.