martes, 3 de julio de 2012

LA RUPTURA DEMOCRÁTICA Y EL NUEVO MODELO DE GOLPE DE ESTADO:

La acción golpista, en la actualidad, no puede evitar la presión mediática; por eso, evoluciona en una forma mediática y demagógica de legitimar su imposición antidemocrática, como una particular necesidad para salvar el Estado contra las mismas reglas democráticas.
-"¿Quién está detrás del golpe? -Grupos que nunca muestran los rostros. Grupos económicos, también la clase política tradicional, que no acepta que en este país pueda haber prácticas políticas diferentes, prácticas políticas que no se basan en el clientelismo ni el prebendarismo, que son comunes de los partidos tradicionales que ahora se unieron en el golpe por primera vez en la historia".

1 comentario:

José Repiso dijo...

Los golpistas siempre han sido de fuerza "tradicional" con reacciones contra el aceptar las decisiones y las libertades del pueblo; sí, lo TRADICIONAL, en manos del poder, conlleva todos los privilegios de lo siempre establecido protegidos otra vez con opresión -militar, económica, etc.- contra las libertades ya alcanzadas.